Actualidad Economia Lo mas reciente 

El río Magdalena llega a su destino con muy pocas miradas

Por: Maria Isabel Ospina

Después de recorrer 1540 kilómetros, el río Magdalena llega a su destino. El mar Caribe lo espera con sus brazos abiertos, antes visitar a una de las ciudades más importantes del Caribe Colombiano; Barranquilla.

En todos los lugares del mundo Occidental las principales ciudades industriales se encuentran en los sedimentos fluviales de la desembocadura de los ríos. En el caso del país, Barranquilla está apenas viviendo esa experiencia. Entre el año 2010 a la fecha, más de 200 empresas se han radicado en la ciudad. Con el objetivo, aprovechar las ventajas que ofrecen la cercanía de los puertos en el comercio internacional.

Esta situación de comercio internacional se acompaña por una forma nueva de ver los puertos ya que se convierten no solo en desarrollador de una economía sino que también desarrollador social más conocido como “ciudades portuarias”. Pero no todo es color rosa, ciudades como Barcelona, hoy en día están cansadas de la cantidad del flujo turístico que han modificado sus estilos de vida ciudadana. Esto originado por el despegue de importancia de la ciudad en su nivel económico y a su vez, por la oportunidad de negocio que ofrece el turismo.

Entonces ¿qué ha pasado entonces con Barranquilla?, en donde el despertar industrial y comercial se evidencia pero que a su vez el turismo originado por la novedad y originalidad que ofrece por cercanía con el río, ¿aún no logra convencer a los ciudadanos Barranquilleros y foráneos?

Esto podría ser tema de trabajo de una gran investigación, pero lo cierto del caso es que el turismo en las grandes ciudades que tienen puerto toma como base para ser como el motor de desarrollo de las mismas.

Básicamente ¿cuáles serían los factores que no han permitido que el desarrollo de la ciudad en torno a las actividades fluviales?.Entre ellas la portuaria y turística.

Aquí le doy alguna de múltiples respuestas a la pregunta anterior:

  • La ciudad de Barranquilla o el Atlántico como tal no cuenta con una tradición turística. Aunque, se esté tratando de cambiar esa visión aún hace falta muchísimo, esto es precisamente de los que se trata. Si se aprovechara el potencial turístico de los lugares confluentes al río, desarrollar una industria turística que ayude al progreso económico de los barranquilleros. Sería un gran motor para que Barranquilla sea más que la puerta de oro de Colombia.
  •  La falta de visión de autoridades, planeación ciudadana y la misma ciudad como tal. Claro está, lo mencionan algunos investigadores, Colombia y específicamente Barranquilla, lastimosamente es una ciudad que creció de espaldas a las aguas, al río.
  • Esta falta de visión no ha permitido los niveles de estudio/ educación en el ámbito de desarrollo turístico que permitan a su vez, la inversión en infraestructura necesarias para crear así la infraestructura de atracciones de turismo. Esta inversión comprende tanto, obras civiles como de navegación, estudios de marketing, de impacto ambiental, entre otros.
  • El turismo se declara una de las tres principales empresas que mueven el desarrollo económico de un país. Esto demuestra la miopía en la que los gobernantes mantienen la ciudad.

Por lo anterior, se necesita hacer un llamado para involucrar a las instituciones con el fin de diseñar políticas que orienten el estudio que conlleve a la inversión en el potencial turístico que ofrece el río Magdalena en su arribo a la ciudad de Barranquilla. Esto contempla también la oportunidad que ofrece la actividad portuaria como motor de desarrollo en un contexto de turismo y social. Hasta donde es más favorable tener una terminal portuaria dedicada al movimiento de carga o una terminal portuaria dedicada a la promoción del turismo.

El puerto demuestra el potencial turístico que ofrece, la relación ciudad-puerto-río. Que aún está disponible para investigar, estudiar, como factor importante para el desarrollo socioeconómico para los habitantes de Barranquilla.

Noticias Relacionadas

¡Déjanos tu opinión!

¡Gracias por comentar!