Actualidad Visita del Papa 

El turismo religioso que movió la visita del Papa en Colombia

La visita del el máximo jefe de la Iglesia Católica a Colombia tuvo gran acogida entre la población colombiana. Entre ellos, los comerciantes quienes lograron sacarle provecho económico al macro evento.

Hablar de la visita de Francisco a Colombia no estaría completo sin mencionar el turismo que se generó alrededor de los lugares visitados por el Sumo Pontífice. Según el Gobierno Nacional, se estima que la visita del Papa le dejó al país unos ingresos de $280.000 millones en las cuatro ciudades que gozaron de su presencia  del 6 al 10 de septiembre.

Rosarios, gorras, camisetas y hasta “monedas de Francisco” eran algunos de artículos que los comerciantes vendían en las periferias de los eventos a los que asistió elPapa. Vendedores de distintas partes del país se desplazaron a Villavicencio, Medellín, Bogotá y Cartagena para comerciar con los miles de asistentes a los eventos que presidía Bergoglio.

Entre ellos, Wilson Rodríguez, un comerciante informal oriundo de la ciudad de Bogotá, quien llegó hasta Cartagena con el propósito de vender sus rosarios de colores y manillas de la Virgen a los asistentes a la misa papal realizada en el puerto de Contecar, en la zona industrial de La Heroica. Wilson, al igual que muchos de los comerciantes que lo acompañaban, llegó a las instalaciones el día anterior al evento, donde durmió para levantarse temprano y recibir a los asistentes que incluso desde el día anterior ocupaban el lugar.

“Yo me vine especialmente a vender mi mercancía, aquí hay mucha gente y los comerciantes aprovechamos eso”, afirma Rodríguez, quien no paraba de vender sus en medio de la entrevista.

El “Turismo religioso”, como algunos le llaman, inundó las calles de Cartagena los días previos al evento. En la Ciudad Amurallada hubo una gran concentración de comerciantes quienes aprovecharon la concurrencia de la ciudad antes de que llegara Francisco, para vender su mercancía.

La venta de prendas, camándulas y otras prendas de vestir no fue lo único que tuvo auge en la visita papal. Los hoteles, restaurantes y transporte fueron los más beneficiados económicamente con la visita del Papa y esto es en gran medida debido a que según el World Factbook de la CIA, el 79% de la población colombiana es católica, por lo que el macro evento tuvo una gran acogida, llegando a mover, según datos de la Vicepresidencia de la República, a unos 6,9 millones de habitantes colombianos.

Noticias Relacionadas