Cultura El Punto Entrevista Lo mas reciente Punto Urbano 

Lucho Torres lleva 17 años sacando carcajadas a los costeños

Por: Luisa Fernanda Ruiz Barrios/Foto: cortesía 

En esta entrevista se conocerá acerca de la vida del popular y carismático comediante Lucho Torres, que desde muy niño se ha dedicado a gozar la vida e imitar a sus vecinos para sacarles carcajadas a sus amigos y familiares. 

Hay personas que llegan a este mundo a sacar sonrisas, este es a lo que se dedica Lucho Torres,  a hacernos olvidar lo tormentoso que es vivir los afanes de la vida. Este personaje por un lapso de tiempo le regala a miles de personas carcajadas como si procedieran de un cofre sin fondo.

Luis Carlos Torres, más conocido como Lucho Torres, es un reconocido  humorista  de Barranquilla, que en sus 17 años de carrera ha llevado su talento por diferentes lugares del mundo y ha hecho reír  a muchas familias de la Costa Caribe en el programa Sabroshow. Este Hombre de cortas palabras y conciso al dar sus respuestas es comunicador social y actualmente trabaja con la cadena radial Olímpica.

Tiene una peculiar forma de contar chistes, ya  que más que todo relata la vida del popular costeño. A cada evento al que asiste le saca un sinnúmero de risas a los allí presente. Es considerado uno de los humoristas más importante de Colombia.

Se puede decir que es un hombre distraído y sin compliques, al llegar a su casa él se encontraba en el balcón arreglándose los zapatos. Yo lo miraba desde abajo mientras él me comentaba que yo no podía ingresar al lugar, ya que la reja se encontraba cerrada y había dejado las llaves olvidadas en casa de su novia. Al ser la casa de dos pisos y la reja de abajo era la que se encontraba cerrada, él sin ningún apuro bajo las escalares, escalo las rejas y salió al encuentro. Nos trasladamos a casa de su actual pareja, lugar donde tuvo cabida esta entrevista.

Este carismático y simpático personaje desde muy joven ha intentado hacer reír a las personas, nunca pensó dedicarse a contar chistes de manera profesional, aunque gracias al entusiasmo de algunos amigos y colegas desde hace 17 años tomo la decisión de dedicarse de manera profesional a este oficio.

Para Lucho, el humor siempre estuvo presente en su vida  y lo considera como innato, “creo que el humor ha estado en mi desde que tengo uso de razón”. Desde muy pequeño se dedicaba a remedar a las vecinas de su barrio por lo que siempre fue considerado el payaso del barrio. Afirma que salirse de esa faceta que genero desde niño ha sido  imposible y desde entonces solo se dedicaba a hacer reír a las personas que lo rodeaban.

Sus primeros inicios en este oficio fueron en el programa radial Satélite, en ese mismo año empezó sus pinitos con pequeños lapsos de tiempo  contando chistes en el programa televisivo Sabroshow. Luego siguió en el programa La Barra. A partir de aquí se dio cuenta que podía devengar económicamente bien como comediante.

Desde antes de iniciar con su carrera como humorista, ya seguía a personajes humorísticos, él  afirma  “desde niño seguía a Mingo Martínez, lo admiraba por ser un contador de chiste de la región”. Además de su admiración por este personaje en la actualidad se inspira por los humoristas, Peter Albeiro, Alexis Valdez y Coco Legrand.

Con la gracia que lo caracteriza y con una cara seria al momento de expresarse nos habla de su estilo para contar los chistes, pues él considera “mi estilo es más cuenta chiste de esquina, es más autóctono, más Caribe”.

Este Barranquillero además de animar un poco más la vida, también tiene otras pasiones, entre ellas el futbol. Esta pasión lo llevo a convertirse durante 17 años, en comisario deportivo de la Dimayor del Futbol Profesional Colombiano. Sobre esta experiencia comento un poco “esta labor se trataba básicamente de coordinar todo lo que tiene que ver con el futbol colombiano, para bajar los costos de los partidos del Junior como local”.

Por otro lado la aceptación de Torres por fuera del país ha tenido muy buena acogida, en especial en Estados Unidos, aunque afirma “mis chistes son para latinos, ya que desafortunadamente no manejo el inglés”. Además de este país se ha presentado en la isla Curazao y en países como Panamá, Venezuela, Cuba, entre otros.

Para  este personaje es muy convincente decir que el humorista nace, según él “la persona con la chispa para hacer reír a otra nace, porque una persona que es amargada, por mucho que intente su personalidad no da para contar chistes”.

A pesar de que el humor esta generado para sacar risas, también tienes sus malos momentos, Torres es puntual en decir que en sus inicios no fue fácil agarrar un micrófono y estar de pie frente a un público, esto le genero miedo, y fue difícil comenzar a hacer reír y menos cuando las personas no lo conocían.

Este contador de historias ha tenido la oportunidad de compartir escenarios con grandes comediantes del país, esto para él lo llena de mucho orgullo. Igualmente, el logro y el mejor público que ha tenido fue en el estadio Romelio Martínez, en este acontecimiento tuvo la oportunidad de compartir y sortales carcajadas a un público de más de 20.000 personas.

Además de tener esta faceta en el humor también cumple el rol de ser padre de tres hijos y considera que es su mayor orgullo. Dos de sus tres hijos, Mauricio y Melani,  se encuentra en Estados Unidos, los ve cada vez que está en sus posibilidades. En  Barranquilla se encuentra la niña menor, que es la niña de sus ojos, ella posee una discapacidad motriz, Síndrome de Angelman. Cada día le entrega su amor y la acompaña en las terapias que necesita, él afirma “que ella es un regalo de Dios y que siempre va a tener una bebé que será su muñeca”.

Para este hombre la fama es circunstancial, él no parte del hecho que es reconocido en todos lados, no cree en la fama, considera que el hecho de creerse famoso es estrellarse. Antes de ser un excelente comediante es un buen padre  que se apasiona con lo que hace, que es hacer reír y divertir a su público.

Fragmento del diálogo con Lucho Torres.

Noticias Relacionadas