Uninorte 

Los gatos en Uninorte también tienen quién los cuide

Por: Verónica Jiménez Olivares. Fotos: Leonardo Santos Arenas

Alimentación, vacunas, esterilizaciones, entre otras son las labores de las que se encarga el grupo estudiantil Felinorte. Un grupo que se encuentra integrado tanto por estudiantes como docentes que, como voluntarios, se ofrecen para cuidar y velar por el bienestar de los felinos con los que convivimos a diario en la universidad.

“Felinorte nació como un proyecto estudiantil, pero debido a su importancia y el impacto que hemos generado, hoy en día ya somos reconocidos como un grupo estudiantil de la universidad”, comenta Carolina Pachón, presidenta del grupo estudiantil. Además de proteger y cuidar a los felinos, éste grupo también realiza actividades a lo largo del semestre las cuales buscan generar conciencia en los estudiantes de la participación de los gatos en nuestro entorno universitario y la importancia de cuidarlos.

“Los gatos llegaron a la universidad porque debido a la ubicación que tenemos estamos rodeados de lotes por lo que habían muchas plagas y los gatos por instinto tienden a cazar estas plagas, así es como la universidad se llenó de felinos”, dice Nancy Báez, coordinadora de Felinorte.

Uno de los aspectos que más resaltan los integrantes de éste grupo estudiantil es que Uninorte y el grupo estudiantil Felinorte no son una fundación, por lo que no es posible recibir gatos nuevos. “Siempre recalcamos esto porque es una tendencia muy común; la gente encuentra un gato enfermo en la calle y cree que nosotros podremos hacernos cargo de él entonces lo traen a la universidad y nosotros, como voluntarios, nos encargamos de él aunque eso nos resta recursos para los gatos que ya tenemos”, añade Pachón, que además manifiesta que dicha situación es preocupante ya que los recursos de Felinorte se basan en una ayuda que aporta la universidad más algunas donaciones que realizan maestros y estudiantes de la misma. “Si la población de gatos aumenta, lógicamente los recursos no serían suficientes. Esto sin contar los gatos que se enferman o se pelean y que requieren de revisión veterinaria”.

La actividad principal en la que se visiona Felinorte para este semestre es la celebración del Día Internacional del Gato, para el cual Carolina se ha mantenido en contacto con miembros de grupos similares en otras universidades alrededor del mundo para que, en colaboración, realicen una actividad masiva. Dicha actividad no se ha concretado aún porque los grupos necesitan consultarlo con las universidades y los miembros de las respectivas juntas directivas y las universidades apenas están iniciando clases.

Felinorte inició como un proyecto de unos cuantos estudiantes y profesores quienes se movieron preocupados por el cuidado y reproducción de los gatos que habitan en la universidad, hoy en día son muchos los interesados en contribuir a este grupo estudiantil hasta el punto que tienen que realizar filtros para seleccionar a los que serán los nuevos miembros de Felinorte; “el filtro es más una actividad psicológica donde calificamos la participación en grupo y compromiso de las personas; lo bonito, a pesar de eso, es darse cuenta que todas esas personas están interesadas en buscar el bienestar de los felinos y eso es algo que quisiéramos encontrar en todos los estudiantes”.

Noticias Relacionadas